diumenge, 21 d’octubre de 2012

El político fracasado




artur mas

Tras el éxito de la manifestación del pasado 11-S, justo quince días después Artur Mas anunció en el Parlament -Parlamento- que convocaba elecciones para el 25 de noviembre en Cataluña con el objetivo de abrir un “proceso de autodeterminación”. “Estas elecciones se convocan para que el conjunto de la población catalana decida cuál debe ser su futuro como nación”, añadió.

A partir del 11-S ya no se habla ni se hacen manifestaciones por los recortes de Mas, ni por no pagan facturas a hospitales, geriátricos y colegios concertados, farmacias, o por cobrarnos un euro por receta médica a los pensionistas, parece ser que todo esto ya se nos ha olvidado. Eso sí, todos esperanzados que con la independencia viviremos de fabula y sin pagar apenas impuestos, cuanta ignorancia política hay por Cataluña.

Ahora lo que faltaba también, la que fue ministra de Defensa del último Gobierno de Zapatero, Partido Socialista Obrero Español (PSOE), y diputada del Partit dels Socialistes de Catalunya (PSC) Carme Chacón criticó el pasado martes la deriva independentista del 'president', Artur Mas. A su juicio, Mas no es un "mesías", sino "un político fracasado" que "ha sido incapaz de aguantar dos años en un gobierno.

Chacón, quien ahora se declara en contra de la independencia, rechaza la idea de que un gobernante pueda obligarle a decidir a partir de ahora si es sólo catalana o sólo española, y advierte sobre "el hartazgo" de la escalada verbal del Partido Popular (PP) y de Convergència i Unió (CiU), unos hablando de la Guardia Civil y otros respondiendo con los Mossos d'Esquadra.

Carme Chacón se cree que los ciudadanos nos hemos olvidado que en su día apoyó el slogan “Tots som Rubianes” -Todos somos Rubianes- apoyando a éste por aquellas palabras tan desafortunadas que dijo contra España en el canal autonómico TV3.

Desde hace unos años Chacón ya no quiere la independencia, su ambición y aprovechando las desavenencias que hay actualmente dentro de su partido tanto del PSOE como de PSC busca la presidencia de España, por tal razón hoy se siente catalana y española.