diumenge, 18 de març de 2012

Cáritas ha evitado más de cien desahucios

  logo servicio de mediación en la vivienda de cáritas

Cáritas Diocesana de Barcelona ha evitado más de cien desahucios desde septiembre de 2011, cuando inició el Servicio de Mediación en la Vivienda (SMV) ante el aumento desmesurado de familias en riesgo de perder su casa por impagos. El ámbito de actuación del SMH de Cáritas es el territorio que comprenden las diócesis de Barcelona, Sant Feliu de Llobregat y Terrassa, que comprenden las comarcas del Barcelonès, Vallès Oriental y Occidental, Baix Llobregat, Garraf, Alt Penedès, parte del Maresme y de Anoia.

Para favorecer una mejor atención a las personas hay que pedir cita previamente al Servicio de Mediación en la Vivienda de Cáritas, a través del teléfono 607.060.592 o del correo electrónico habitatge@caritasbcn.org.

En estos meses de actividad, más de 300 familias -una media de tres cada día- han acudido al SMV solicitando ayuda para evitar un desahucio inminente, de las que 200 siguen pendientes de resolución.

Los casos restantes han sido resueltos favorablemente, ya sea a través de una reducción de la deuda, de la dación en pago o de la provisión de una nueva vivienda a precio de alquiler social.

La mayoría de las personas atendidas son mujeres que lideran familias monoparentales, muchas de ellas con varios hijos y con imposibilidad de hacer frente al pago del alquiler o la hipoteca.

Cáritas Diocesana de Barcelona impulsó este programa tras contactar con un donante anónimo que pidió expresamente que sus recursos se destinaran a crear un servicio de mediación entre las familias y las entidades crediticias o los propietarios de las viviendas para evitar desahucios en caso de dificultad económica.

Por ello, la entidad presta atención individualizada a las familias, les ayuda con el pago de las facturas corrientes, del alquiler o de la hipoteca, y en caso de graves impagos, dialoga con el banco o los propietarios de la vivienda para buscar alternativas al desahucio.

De no conseguir tal objetivo, los mediadores intentan conseguir la dación en pago para los afectados y les procura una vivienda asequible. .